¿Por qué es tan difícil dejar de fumar en Colombia?

El cigarrillo, una de las más grandes adicciones nocivas en el mundo, responsable de enfermedades como el cáncer, bronquitis, insomnio, enfermedades cardiovasculares, entre otros.

Artículo escrito por D. Cristian Camilo Scarpeta Sierra, estudiante de la Corporación Universitaria Minuto de Dios (Colombia) gracias al acuerdo de colaboración con dicha institución representada por la docente Dª. Nancy Jiménez.

El problema de la Adicción al Tabaco

En la actualidad es un problema social, por eso es que los esfuerzos de las autoridades por la reducción del consumo no se evidencian con cifras significativas, ya que es muy difícil de erradicar.
Pero, ¿Por qué será tan complicado dejar el cigarrillo?, según lo comenta el Dr. Juan Moisés de la Serna en su artículo, denomina esta adicción como un vicio a una sustancia, en estos casos, a la nicotina, dice que provoca un efecto llamado “el mono”, es un ansia por volver a tener contacto con dicha sustancia, crea irritabilidad, aislamiento de la persona, falta de apetito e incluso desatención personal; es sabido que es difícil superar en cierto sentido ya que se convierte en un hábito para la persona, esto variará en la medida del tiempo que lleve consumiendo esta sustancia, el cuerpo y la mente se vuelven dependientes.
¿En qué momento se crea esta dependencia?, según lo afirma Antonio Barragán en su artículo sobre “cómo dejar de fumar superando la dependencia mental”, las personas crean estas dependencias porque la mayoría piensa que pueden aplacar las necesidades de su propio cuerpo y darse un cierto beneficio momentáneo. Muchos afirman que necesitan fumar cuando terminan de comer porque los relaja; otros recurren al tabaco en momentos de estrés porque creen que les aplaca la tensión y el nerviosismo.

Vídeo Recomendado: En Colombia mueren 25 mil personas por tabaquismo

El Consumo de Tabaco

En Colombia las cifras de fumadores son preocupantes, no tanto por el número, sino por población que más lo consume; a pesar de las leyes antitabaco impuestas en el país, como lo son, la prohibición de la venta a menores de edad, a la publicidad de estos productos y los espacios libres de humo, según un informe de Corporate Accountabiluty Internacional (ONG con reconocimiento de la OMS), publicado en el Universal de Cartagena, quienes afirman que en Colombia solo el 18% de la población consume tabaco, pero lo que alarma es que desde los 12 años de edad se están teniendo los primeros casos, señala además que el 22% de la población fumadora en el país son jóvenes entre los 16 y los 18 años de edad, una de las soluciones que dio el director general del Instituto Nacional de Cancerología, Raúl Hernando Murillo, fue que el precio de todos los productos relacionados al tabaco fuesen más elevados , así, los jóvenes no tendrían tanto acceso a ello y reduciría el número de fumadores al crear desmotivación para la compra de estos productos.
Es de gran importancia tanto para el gobierno nacional, como para las autoridades competentes el hecho de reducir estas cifras, en algunos casos se hace difícil dejar el tabaco, ya sea por el ambiente que vive la persona, o por otras causas como el estrés, preocupación o vacíos en sus vida y otras más. Dejar de fumar es difícil, es un proceso largo y de voluntad apoyado con un adecuado tratamiento psicológico. Pero ¿Qué incluye este tratamiento? Básicamente la búsqueda de llenar ese vacío desde el inicio o impulso a fumar, hasta el momento en que puede disminuir gradualmente su consumo, momento en el cual se podría decir que el tratamiento es exitoso, obviamente dependiendo de la responsabilidad de la persona por dejar este mal hábito, según lo afirma el Dr. Juan Moisés de la Serna; esa dependencia física es efímera y se puede dejar en pocos días, el cuerpo se irá adaptando y lo irá dejando poco a poco, pero si no se tiene en cuenta el factor psicológico e inicial será un tiempo perdido.


Efectos negativos del tabaco

Hay que resaltar de este artículo la realidad del inicio temprano del consumo de tabaco lo que aumenta las consecuencias negativas sobre la salud, ya que van a estar durante más tiempo expuestas a ello.
Igualmente destacar el esfuerzo que realizan los gobiernos por “prohibir” y limitar el consumo de tabaco como estrategia coercitiva, la cual no siempre es bien entendida por la población, lo que ha dado en algunos países un reducido efecto.
A pesar de ello, cualquier esfuerzo por la salud pública debe ser siempre bien acogida, ya que se trata tanto de la salud presente como de las consecuencias futuras sobre la misma.

Referencias sobre los efectos del consumo de tabaco:

– Barragán, A. (2015). Cómo dejar de fumar superando la dependencia mental.
– Serna, J. (2016). ¿Por qué es tan difícil dejar de fumar?
– Universal. (2014). En Colombia, el consumo de tabaco deja 72 muertos cada día.

Desde aquí mi agradecimiento a D. Cristian Camilo Scarpeta Sierra, por su trabajo aquí expuesto sobre la preocupación con respecto al consumo de tabaco y las políticas públicas para su limitación, y a Dª. Nancy Jiménez, docente de la Corporación Universitaria Minuto de Dios (Colombia).

6 Comentarios

  1. Juan Antonio Cruz dice:

    Me parece acertado el aporte debido a que muchos de los problemas del tabaco son relacionados con “traumas” de tipo psicologico, la persona se escuda en el cigarrillo para liberar sus tensiones llegando a tal punto de quedar atrapada en este circulo vicioso del que es bastante complicado salir si no se tiene la fuerza de voluntad propia.

    1. Muchas gracias por su comentario, pero para dejarlo no sólo hace falta fuerza de voluntad. Algunas personas precisan de ayuda de un profesional para superar, lo que en definitiva es una adicción.

  2. Hector Alonso GOMEZ MUNOZ dice:

    En efecto Dr. Juan Moisés de la Serna. Hablar del tabaquismo es hablar sobre uno de los mayores vicios con una tasa de mortalidad de aproximadamente 5 millones de habitantes por año en el mundo. En mi opinión lo asocio mas a trastornos o problemas que de cierta manera los consumidores tratan de manejar por medio del cigarrillo, afirmando que los relaja. Ahora se podría decir que tiene que ver con el tipo de país donde se comercializa, pues estadísticas ponen en evidencia que países en vía de desarrollo son los que más demanda tienen de este tipo de productos. El artículo es interesante, gracias por tu preocupación Cristian Camilo.

    1. Gracias por sus palabras. El fenómeno de los países en vías de de desarrollo es muy “curioso” ya que adoptan costumbres del “primer” mundo, pero también su enfermedades, encontrándose obesidad infantil, problemas de diabetes,…. en lugares donde nunca lo había habido en tal cantidad.

  3. Javier Gómez dice:

    En efecto, el cigarrillo se constituye como una adicción desde el momento en que se vuelve un mal necesario, es decir se vuelve dependiente. Desde mi punto de vista, esta es una adicción que pareciese inofensiva pero que con el paso de los años muestra la cruda realidad mediante las enfermedades principalmente de tipo respiratorio que esta práctica conlleva. Es importante fomentar y crear conciencia en la población joven que aún es, digámoslo así “moldeable” e influenciable y mostrarles las consecuencias a largo lazo que se dan como resultado del tabaquismo.

    1. Gracias por sus palabras. Efectivamente los jóvenes son los que más conciencia deben de tener al respecto, ya que la edad de inicio en el consumo de tabaco está siendo cada vez más temprana, lo que hace que sus efectos a largo plazo sean peores. Para ello hay que tratabajar desde la prevención con información al respecto. Saludos.

Los comentarios están cerrados.