Problemas de desarrollo asociados a niños con hiperactividad

Hiperactividad: Según la teoría de la Complejidad Cognitiva y de Control, los niños con hiperactividad tienen menos desarrollo en teoría de la mente y en flexibilidad cognitiva
La hiperactividad se puede definir como la inquietud mental o motora del pequeño que le impide concentrarse en una sola tarea durante mucho tiempo, lo que además suele ir acompañado de inquietud motora, lo que hace que esté constantemente moviéndose.
Algo que puede llevar a provocar la irritación de algún profesor, ya que no sólo no se está quieto y desatiende, sino que además puede distraer a los demás compañeros con su actitud y comportamiento.
Esta hiperactividad hace en algunos casos que el pequeño sea capaz de atender a las explicaciones del profesor, por lo que se va produciendo cierto retraso en el aprendizaje con respecto a sus compañeros, lo que no hace sino acentuar la falta de interés del pequeño, ahora en unas materias que no comprende, cuando inicialmente tenía la misma ejecución que el resto de sus compañeros.
En algunos casos la hiperactividad puede dar pistas sobre un diagnóstico de trastorno por déficit de atención con hiperactividad TDHA, pero no en todos los casos de hiperactividad se va a dar TDHA.
Según la teoría de la complejidad cognitiva y de control (CCC) los pequeños en su desarrollo normal desarrollan una serie de habilidades como es la flexibilidad cognitiva, lo que le permite integrar relaciones complejas entre elementos aparentemente separados, lo que requiere de altos niveles de atención, y que permite un aprendizaje de alto nivel.
Igualmente la flexibilidad cognitiva está implicada en otros procesos tan importantes como la teoría de la mente, esto es, la capacidad de saber y comprender los sentimientos e intenciones de los demás, con el que explicar y predecir el comportamiento del otro, pues bien, para llegar a ello es necesario que el pequeño desarrolle ésta flexibilidad cognitiva que además le va a ayudar a saber qué comportamiento es esperable en cada situación y con ello facilita el autocontrol.
Con estos antecedentes, la teoría CCC predice que aquellos niños con mayores niveles de flexibilidad mental van a mostrar mayores niveles de desarrollo de la teoría de la mente, lo que se va a traducir además en mayores capacidades de atención y de autocontrol de su conducta, todo lo contrario a lo que muestran los niños con hiperactividad e inatención, que se espera tengan menores niveles de flexibilidad cognitiva y peores resultados en la teoría de la mente.

Los resultados parecen ir en la dirección prevista, al menos así lo afirma un reciente estudio llevado a cabo por la Universidad del Oeste de Australia, publicado recientemente en Child Development Research.
En el estudio participaron 70 estudiantes de primaria a los cuales se les evaluó la flexibilidad cognitiva, la teoría de la mente y la hiperactividad.
Los resultados tal y como predecía la teoría CCC muestran cómo los niños con mayores niveles de flexibilidad cognitiva van acompañados de mayores niveles de teoría de la mente y con menores niveles de hiperactividad.
El estudio señala una nueva vía de trabajo con los menores, ya que interviniendo de forma indirecta sobre la flexibilidad cognitiva o sobre la teoría de la mente, se esperaría que cambiase el comportamiento del menor y que fuese así poco a poco debilitándose la conducta de hiperactividad, por otra socialmente mejor aceptado y que además permite un mayor rendimiento intelectual al pequeño.
Quedaría por tanto completar estos resultados con los obtenidos por una intervención escolar para comprobar la eficacia de la teoría CCC en el tratamiento indirecto de los niños con hiperactividad.

Farrant, B.M. y cols. (2014). Cognitive Flexibility, Theory of Mind, and Hyperactivity/Inattention. Child Development Research.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *