Psiconeuroinmunoendocrinología


La relación entre la mente y el cuerpo ha sido tema de estudio y discusión durante mucho tiempo, hasta que se descubrió la Psiconeuroinmunoendocrinología (P.N.I.E.).

Definición de la Psiconeuroinmunoendocrinología

La PNIE es la constancia de la interdependencia de los distintos sistemas del organismo implicados en la salud, afirmándose que cada uno de estos sistemas va a influir en el resto. Es decir, es la prueba de la existencia de la interconexión entre los distintos sistemas del organismos físicos y psicológicos.

Historia de la Psiconeuroinmunoendocrinología

Aunque desde hacía tiempo se tenía conocimiento de la relación de algunos sistemas, como entre el psicológico y neural; psicológico e inmune; neural e inmune, inmune y endocrino, se tuvo que esperar a finales del siglo XIX y principios del XX para constatar la unidad de todos ellos.

Pavolv en los antecedentes del PNIE
Originalmente se basó en los descubrimientos llevado a cabo por Pavlov sobre el Condicionamiento Clásico, donde mediante la presentación repetida de dos estímulos, uno neutro (E.N.) y otro que provoca una respuesta natural denominado incondicionado (E.I.), consiguió que la respuesta natural o incondicionada (R.I.) apareciese frente al E.N. en ausencia del E.I., produciendo con ello una respuesta condicionada (R.C.).
Pavolv estudiaba la cantidad de secreción de saliva de un perro (R.I.) ante la aparición de la comida (E.I.), y observó, cómo cuando presentaba repetidamente el sonido de una campana (E.N.) junto con el EI, en pocos ensayos, cuando se retiraba el E.I. y se presentaba sólo el E.N., éste había adquirido cualidades del E.I., convirtiéndose en un estímulo condicionado (E.C.) capaz de producir por sí mismo la respuesta de salivar (R.C).
Pues bien, basado en estos trabajos, que le sirvieron a Pavlov para obtener el premio Nobel de Medicina en 1904, muchos autores empezaron a emplear distintas variantes del esquema del Condicionamiento Clásico, para observar e informar de los resultados. Debido a ello se desarrolló la rama de la Psicología denominada Conductismo, en el que se consideraba a la mente, como la gran desconocida, equiparándola a una “caja negra”, a la cual no se podía acceder; entendiendo que lo único relevante era observar las conductas, siendo estas las respuestas del organismo.



El papel de la droga en la Psiconeuroinmunoendocrinología
A partir de ésta aproximación se desarrollaron varios procedimientos aplicados al campo del aprendizaje, como el condicionamiento al miedo, condicionamiento de parpadeo, aprendizaje de aversión al sabor o el condicionamiento inhibitorio entre otros.
Entre los autores que trabajaron bajo éste paradigma Adler y Cohen cobraron especial relevancia, debido a que permitió el estudio del P.N.I.E. En su experimento original, se utilizó una variante del Condicionamiento Clásico, denominado Aversión Condicionada, por el cual, se presenta un EN con un EI con efectos negativos, es decir, R.I. desagradables; al final el E.N. convertido en E.C. provocará R.C. desagradables.
Así en la experimentación con ratas se observó que presentado un E.N. (agua azucarada) junto con un E.I. (inyección de una determinada droga) se provocaban náuseas y vómitos (R.I. desagradable). Tras varias repeticiones el E.N. provocaba los mismos efectos negativos (R.C. desagradable), consiguiendo instaurar una aversión al agua azucarada (E.C.), de ahí su denominación de Aversión Condicionada.
Un efecto no esperado en este experimento, fue el observar que la droga empleada, aparte de provocar malestar general en el organismo, además era inmunodepresor, esto es, generaba una reducción del sistema inmune. Cualidad de la droga (E.I.), y esto fue lo sorprendente, que se “transfirió” al agua azucarada (E.N. convertido en E.C.).
Éste fue el primero de muchos experimentos, que consiguieron demostrar la relación entre nuestro pensamiento y el sistema inmune, y a través de éste el estado general de salud, conformando el germen de una nueva rama de estudio denominado P.N.I.E.

PNIE: Uniendo la psicología y la medicina
Con posterioridad y gracias a los avances de la técnica médica, se ha podido corroborar cómo se produce esa relación entre el mundo psíquico y la salud; donde los pensamientos, se transforman, gracias al sistema nervioso central, en diferentes mensajeros químicos (dopamina, serotonina o noradrenalina), que van a afectar a su vez al sistema endocrino (tiroides, suprarrenal, gónadas) generando diferentes hormonas (tirotropina, corticotropina, gonadrotropina, vasopresina, oxitocina) que se van a distribuir por todo el organismo afectándolo, lo que conllevará una modulación del sistema inmune, depreciándolo o reforzándolo.


Psiconeuroinmunoendocrinología: El nuevo modelo de Salud Integral

Aspecto que cobra especial relevancia para la ciencia médica, que hasta ese momento se había visto incapaz de abordar con éxito, aquellos trastornos con repetidas quejas psicológicas y sintomatología física, pero que carecían de diagnóstico médico apropiado, es decir, los trastornos psicosomáticos.
Pero ésta relación entre el mundo psíquico y la salud, es de doble vía, es decir, las conexiones entre los sistemas permiten explicar, que si estamos físicamente enfermos, esto nos va a afectar en nuestra forma de pensar y actuar, usando para ello el mismo sistema P.N.I.E. Por lo que es posible afirmar que cualquier alteración en alguno de los sistemas que componen el P.N.I.E. va a extenderse como un resorte al resto de los sistemas.


Ebook Salud Emocional - Catedra Abierto de Psicología y Neurociencias

Teoría Psicosomatica - Novedades en Psicologia
Ebbok Gratis - Aproximacion Psicosomatica - Amazon - Cátedra Abierta de Psicología
Patologia Psicosomatica - Novedades en Psicologia
Ebbok Gratis - Trastorno Psicosomatico - Amazon - Cátedra Abierta de Psicología

6 Replies to “Psiconeuroinmunoendocrinología”

  1. MUY INTERESANTE Y LES FELICITO POR COMPARTIR Y DIFUNDIR LA PERCEPCIÓN MULTI E INTER DISCIPLINARIA, PORQUE EL SER HUMANO ES TODO ESTO Y MUCHO MÁS, POR LO QUE SE NECESITAN TODAS LAS DISCIPLINAS HABIDAS Y POR HABER.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *